jueves, 9 de marzo de 2017

Birdman (o la Inesperada Virtud de la Ignorancia) - Crítica / Opinión

Información de la película

Título: Birdman (o la Inesperada Virtud de la Ignorancia)
Título original: Birdman (or the Unexpected Virtue of Ignorance)
Reparto: Michael Keaton, Emma Stone Edward Norton (...)
Director: Alejandro G. Iñárritu
Guión: Alejandro G. Iñárritu, Nicolás Giacobone, Alexander Dilenaris, Armando Bo
Música: Antonio Sánchez
Fotografía: Emmanuel Lubezki
Calificación: +16 por mucho lenguaje, algo de contenido sexual y violencia breve
Fecha de estreno en Argentina: 12 de Febrero de 2015
País: Estados Unidos
Género: Comedia dramática. Teatro. Sátira. Comedia negra.

Crítica / Opinión

"Sobrevalorada", "inepta", "tonta", "mala". Etiquetas, etiquetas, etiquetas. Los que criticamos somos unos estúpidos. Ha dicho.

Hola, soy Valentín Luvini, y esta es mi crítica de la película del 2014, Birdman. O la inesperada virtud de la ignorancia, pero le vamos a decir Birdman. Y tal vez nunca hice una crítica de algo que no sea un estreno, pero Birdman amerita que empiece con esta "sección", que es hacer unas críticas de películas que no son estreno. Y como no vi ni Logan, ni Fragmentado, ni Kong: Skull Island todavía, esta crítica me parece una interesante. Así que sí.
Esta película cuenta la historia de Riggan Thomson, un actor de Hollywood que se hizo famoso interpretando a un superhéroe, Birdman, en los 90's, pero que ahora está olvidado por todos. Y con el objetivo de reconstruir la fama que perdió, él va a Broadway para hacer su propia obra.
Para los que por una razón u otra vivan en una burbuja, les aviso que Birdman ganó los Óscars a Mejor Película, Mejor Dirección, Mejor Guión Original, y Mejor Fotografía, y estuvo nominada en Mejor Actriz y Actor Secundarios y Mejor Actor, y Mejor Mezcla y Edición de Sonido. Digamos, una bomba en la Academia. Claramente, Spotlight nos enseñó que si una película gana Mejor Película no tiene que ser la mejor película del año, por un par de razones que no voy a explicar ahora. Y en este caso pasa algo raro. 
Este es cine de calidad. Lo que significa que las cosas "débiles" que tiene no llegan a ser malas. Pero sí tiene un par de cosas no tan buenas.
Al principio de la película nos dan una secuencia largísima (lo que no significa aburridísima) que introduce a todos los personajes de una manera rápida. Esto podría funcionar, pero en ciertos casos falla. Por ejemplo, se me vienen a la mente dos casos. La novia y la ex-esposa de Riggan. Estas son dos líneas de trama totalmente diferentes de las que nos dan una pequeña explicación pero que no llegan a explicar en ese momento, al principio. Y nos quedamos por unos minutos en la incertidumbre, sin saber ni quiénes son estas personas, ni que están haciendo en el teatro de Riggan, y una de esas dos líneas no se resuelve nunca, y quedamos en el no saber nada. Nada.
El final es muy ambiguo. No querría que nadie les arruine el final, pero les voy a decir que tal vez ya me lo veía venir. Y hay una secuencia muy larga unos quince minutos antes del final que parecía como el verdadero final, pero no. Y me parece que tal vez los otros quince minutos no sirvieron de nada.
Y acá es cuando ya las cosas "malas" se empiezan a mezclar con las cosas buenas. 
Lo mejor indiscutiblemente de la película es la fotografía. Birdman está filmada de una forma que parezca que es una sola toma, lo que es, claramente, imposible. Pero sí hay momentos o escenas muy largas que requieren mucho trabajo, como por ejemplo, cuando Riggan se queda fuera del teatro. Esas escenas son las que representan a esta película. Y también la gran edición hace parecer que de verdad fuera una sola toma. No hay cortes bruscos, y tampoco hay ninguna escena lenta. Los guionistas fueron muy inteligentes de hacer un diálogo rápido, casi sin pausas, para que la cámara siga dando vueltas a los actores sin que el espectador pierda interés. Siempre hay diálogo. Y todo esto que les dije también puede jugar en contra. Si uno como espectador se enfoca solamente en los movimientos largos de cámara, en la edición, es porque algo en la historia está fallando. Tal vez no es lo suficiente interesante. Acá el héroe es Riggan, el villano es Birdman, eso se sabe desde el primer momento, pero cómo hacen para que todos los personajes, la hija, el suplente, el productor, funcionen para y por esa historia es algo que en varias partes decae, y nosotros nos enfocamos en que la película parece una sola toma.
Pero ahora de lo que yo quiero hablar. 
La música es increíble. Casi en todo momento que Riggan está caminando hay un sonido de batería tocando al azar, en todo momento. Y la batería sirve para establecer el tono de la película, algo rápido, cortante, efímero, como el sonido de una batería, y esto funciona muy bien.
Y... ¿hay que hablar de las actuaciones? Emma Stone es perfecta, Edward Norton también, muchos se olvidan de Naomie Watts, pero yo no, y también es increíble. Y este muy probablemente sea la mejor película en la que trabajó Zack Galifanakis. Y claro, el hombre del momento. Michael Keaton interpreta a uno de los personajes más profundos y con más capas de los últimos cinco años. Y su interpretación valía el Óscar. Es increíble.
Y por último, me parece que ya hablé del guión, pero lo vuelvo a repetir. Chistes de humor negro, insultos disfrazados, y una crítica muy buena a la misma crítica y a los blockbusters. Todo es el guión.
Por todo esto, mi nota final para Birdman (o la Inesperada Virtud de la Ignorancia) es un:

84 / 100


Una película filosófica, muy ambigua y muy linda visualmente. Un aplauso.

Si te gustó lo que leíste y querés leer más cosas así, dale +1 al post, si te encantó seguí al blog, y si no podés creer lo que estás leyendo, compartí el post.
Y si querés... seguime en Twitter (@VLuvini), Facebook (Valentín Luvini), o Instagram (vluvini)

Yo soy Valentín Luvini, y este fue un post más. Hasta el próximo!

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Comentá!